Join to recieve our newsletter

Inside México Logo


Cinco de Mayo

La Batalla de Puebla


La batalla no era ,ni por mucho, equitativa. Francia, bajo el gobierno de Luis Napoleón, tenía el ejército más poderoso del mundo y envió a más de seis mil hombres para invadir México. Pero el coraje y el amor a la libertad impulsaron a los mexicanos a luchar.

 

 

 

El general Ignacio Zaragoza lideró a 5.000 indios mestizos y zacapoaxtlas,  mal equipados, con armas muy rudimentarias. El 5 de mayo de 1862, los fuertes de Loreto y Guadalupe, en la ciudad de Puebla, se convirtieron en el escenario de la derrota histórica del gran ejército europeo.

 

Aunque, la historia nos recuerda que esta fue una victoria muy corta ya que el 8 de mayo, el ataque se reanudó bajo el mando francés del general Francois Achille Bazaine y su Legión Extranjera Francesa.  Puebla fue capturada y el camino a la Ciudad de México estaba abierto.

Los franceses invadieron la ciudad de México y, con la ayuda del partido conservador mexicano, Luis Napoleón impuso a Maximiliano de Habsburgo como emperador de México en 1864.

 

Maximilian

                                                Maximiliano de Hapsburgo

 

El partido Conservador estaba formado por la Iglesia Católica, la clase alta constituida por empresarios y comerciantes y por los grandes terratenientes. Su mayor deseo esra conservar el poder y sus privilegios a toda costa, inclusive a costa de la libertad e independencia de México.

Irónimacmente, Maximiliano en verdad quería a su nuevo país  y compartía los valores liberales del Partido Mexicano Liberal. De alguna manera tenía claro que los ideales conservadores iban en contra del beneficio del pueblo Mexicano.  

Gracias a estas ideas liberales, Maximiliano perdió el apoyo de la Iglesia de la aristocracia Mexican.  Tristemente, al fin y al cabo, Benito Juàrez recuperó el  podery ordenó el fusilamiento del Emperador Maximiliano. El fusilamiento se llevo a cabo junto a los de sus generales Mexicanos Miramón y Mejía, en el  Cerro de las Campanas, Querétaro.

 

 

El Emperador de México,  Maximiliano, segundos antes de recibir las descargas del pelotón de fusilamiento, entregó una moneda de oro a los siete soldados del pelotón. Después proclamó: “Voy a morir por una causa justa, la de la Independencia y la libertad de México. Que mi sangre selle las desgracias de mi nueva patria. Viva Mexico!”  

A manera de despedida, Maximiliano da un fuerte abrazo a sus generales y pide a Miramón que se coloque en medio: “General, un valiente debe de ser admirado hasta por los monarcas”

 

El 5 de junio de 1867, Benito Juárez finalmente ingresó a la Ciudad de México donde instaló un gobierno legítimo y reorganizó su administración.

 

Este fue el triunfo de la República Mexicana.

 

 

Hoy en día, el Cinco de Mayo se celebra a través del país, pero muy especialmente en el estado de Puebla y en la Ciudad de México.

 

 


Pages: 1 2 3

Related Articles

facebook-share